Seleccionar página

Alimentos ultraprocesados en nuestra mesa: ¿qué podemos hacer?

Alimentos ultraprocesados en nuestra mesaLos alimentos ultraprocesados, las bebidas azucaradas y la comida rápida, que presentan una pobre calidad nutricional, están reemplazando a las comidas caseras más nutritivas de las dietas de las familias en América Latina y El Caribe, lo que genera efectos alarmantes en la salud y requiere de regulaciones por parte de los gobiernos para revertir esta tendencia. Así no informa la Organización Panamericana de la Salud, OPS, en el nuevo informe Alimentos y bebidas ultraprocesados en América Latina: ventas, fuentes, perfiles de nutrientes e implicaciones.

El nuevo informe, el segundo en su tipo publicado por la OPS, muestra que las ventas de alimentos y bebidas ultraprocesados crecieron en 8,3% de 2009 a 2014, el último año para el que se contaba con datos, y prevé que han aumentado otro 9,2% en 2019.

De acuerdo con los expertos de la OPS, “la tendencia es impulsada por el marketing y la publicidad irrestricta de estos productos en un mercado que está prácticamente desregulado en la región. Subrayan además que “necesitamos que los gobiernos establezcan políticas para restringir las ventas de estos productos. Los ultraprocesados no pueden ser la base de nuestra alimentación, no pueden ser un producto esencial en nuestras dietas”. El panameño que sale de su casa en la madrugada, para poder llegar a tiempo a su trabajo, y regresa en la noche, cansado y con hambre, debería tener otra opción que consumir alimentos ultraprocesados en cualquiera de los expendios que ofrecen comida rápida más barata que una comida saludable.

Este asunto de los alimentos ultraprocesados (comida chatarra), lo he tocado en varios artículos previos, pero es obligatorio insistir en sobre el tema, pues la obesidad, que tiene sus raíces en una mala alimentación y falta de ejercicio, está directamente relacionada con las enfermedades no transmisibles, y es causa directa o indirecta de miles de defunciones en el país.

Vemos los mensajes centrales de la Nota de Prensa que nos ofrece la OPS, y las recomendaciones del Informe señalado. (más…)