Seleccionar página

Posiciones encontradas frente al confinamiento

Posiciones encontradasLa semana pasada manifesté que, “llegó la hora de levantar la cuarentena y salir a la calle”. Como era de esperar, esa afirmación generó posiciones encontradas, ya que no todos los panameños estamos de acuerdo sobre ese asunto, pues la epidemia de COVID-19 continúa fuera de control en Panamá. En solo nueve días del mes de agosto hemos sumado casi 10,000 mil casos y más de 200 defunciones. Aunque también hay que destacar que casi el 65% de nuestros enfermos se han recuperado, y este indicador muestra una clara tendencia al aumento.

Frente a esa realidad, algunos ciudadanos prefieren no salir ni a la esquina, sobre todo los que tienen las comodidades suficientes en casa para permanecer confinados, y pueden generar ingresos suficientes por medio del llamado teletrabajo. Otros, que son la mayoría, tienen que salir. Para ellos no es una cuestión de preferencia, es una obligación vital. Tienen que salir “sí o sí”, a ganarse la vida y llevar el sustento a sus casas. Como dije antes, subrayo ahora, que, será también vital vigilar de cerca el avance del proceso y estar dispuestos a regresar al confinamiento, tan pronto como aparezcan señales de que no estamos cumpliendo. (más…)

¿Es hora de salir a la calle?

Salir a la calleLuego de casi cinco meses de confinamiento, ya va siendo hora de que los panameños, especialmente los que vivimos en las ciudades, hagamos un alto y consideremos seriamente si seremos capaces de levantar la cuarentena y salir a la calle. Cuidándonos cada uno y a nuestros familiares y vecinos, para reactivar totalmente los trabajos, los formales y los informales, recuperar nuestros espacios públicos con distanciamiento físico y, lo más importante, reconquistar la confianza perdida en la vida urbana.

En ese sentido, la mayoría de los expertos de la salud pública y de las ciencias sociales coinciden en la necesidad de recuperar el espacio público; pero de manera sostenible, resiliente e inclusiva; con distanciamiento físico y practicando las medidas de higiene personal y colectivas harto conocidas. Para nosotros será fundamental avanzar con mucha precaución, pues la gran mayoría de los casos de COVID-19 que reportamos provienen de corregimientos urbanos o semiurbanos ubicados en las principales ciudades del país, donde las condiciones de muchas viviendas propician el contagio entre los miembros de la familia que habitan dentro de un mismo espacio reducido. Para ampliar sobre este asunto, comparto con ustedes los argumentos plantados hoy en mi columna de opinión en La Estrella de Panamá (más…)

Recuperación de la economía y control de la epidemia: dos mensajes para la reflexión y ¿qué hacer?

Recuperación económica

La necesidad de avanzar en la recuperación de la economía del país, a la vez que se controla la epidemia de COVID-19, es el asunto más importante que tenemos que abordar los panameños. En ese contexto, la semana pasada el Sistema de Naciones Unidas lanzó dos mensajes muy fuertes de gran relevancia para el futuro de la humanidad. Mientras la Cepal junto con la OPS informaron que, en América Latina no habrá recuperación económica mientras no se controle la pandemia; la OMS subraya que, la pandemia de COVID-19 aún no tiene fin a la vista. Ambas declaraciones nos recuerdan la obligación impostergable de enfrentar de forma efectiva el COVID-19, a la vez que recuperamos la economía.

En ese sentido, al principio del mes pasado compartí en este blog, con el propósito de aportar elementos para la discusión, mi columna de opinión dedicada al asunto. Hoy actualizo esta publicación, enriqueciéndola con los mensajes centrales del informe conjunto de la CEPAL y la OPS, en el cual subrayan que, si no se controla la curva de contagio de la pandemia, no será posible reactivar la economía de los países. Pero, como también nos señala la OMS “aún no se vislumbra el fin de la crisis de salud pública que hasta ahora ha infectado a más de 17 millones de personas y matado a 650 000 en mundo”. Frente a esta encrucijada dedico esta actualización a compartir algunas reflexiones sobre el ¿qué hacer? No omito manifestar que también están disponibles en mi columna de La Estrella de Panamá.

(más…)

#TODOPANAMA: ¡el virus lo paras tú!

#TODOPANAMALa iniciativa #TODOPANAMA es una innovadora a alianza estratégica que se está llevando en los corregimientos de Juan Díaz, Tocumen, Mañanitas y 24 de diciembre. La alianza consolida la sinergia entre la empresa privada solidaria, clubes cívicos, comunidad organizada, Ministerio de Salud y un grupo de investigadores nacionales; se han puesto en marcha una serie de actividades con el potencial de cambiar el curso de la epidemia de COVID-19 en nuestro país.

Estos corregimientos reportan más de 80 casos todos los días, y desde que comenzó la epidemia, han acumulado 7,300 casos positivos, que corresponden al 11.5% del total de casos reportados en el país. Y no es casualidad, porque las condiciones sociales y económicas en dichos territorios, distan de ser las más apropiadas para evitar el contagio y la enfermedad. Por otro lado, la gran mayoría de los casos ocurren entre la población cuyas edades oscilan entre 20 y 59 años, una franja de población que necesita buscar el sustento diario a través de la informalidad, lo cual les impide cumplir las medidas de aislamiento y cuarentena. Comparto con ustedes el contenido de mi columna de opinión sobre este importante proceso publicada hoy en La Estrella de Panamá. ¡Hazla viral y súmate! (más…)

Transparencia y rendición de cuentas en la lucha contra el COVID-19

Transparencia y rendición de cuentasLos panameños estamos obligados a participar responsablemente en los espacios para garantizar la transparencia y rendición de cuentas en los procesos de gestión pública. Es condición absolutamente necesaria para salvaguardar el desarrollo, la paz y la seguridad, y en este caso especial, para superar la epidemia de COVID-19. En ese sentido, comparto con ustedes a continuación el texto de mi columna de opinión en La Estrella de Panamá, dedicado a subrayar la necesidad de combatir la corrupción.

El año pasado, aprovechando el día internacional contra la corrupción, el secretario general de la ONU, refiriéndose a la necesidad de, nos recordó que, “la corrupción es un delito grave que frena el desarrollo económico y social en todas las sociedades. Ningún país es inmune. Cada año se paga un billón de dólares en sobornos y se calcula que se roban 2.6 billones de dólares anuales mediante la corrupción, suma que equivale a más del 5% del producto interior bruto mundial”, y subrayó que, “en los países en desarrollo se pierde, debido a la corrupción, una cantidad de dinero diez veces mayor que la dedicada a la asistencia oficial para el desarrollo…”

Por nuestra parte, el gobierno panameño reconoce en su Plan estratégico de gobierno que, “la corrupción es un cáncer que nos afecta a todos, especialmente, a los más necesitados y está presente tanto en el sector privado como en el público”. Coherente con esa declaración, incluye un acápite destinado especialmente a la “Transparencia y Rendición de Cuentas”, el cual comienza subrayando que, “nos encontramos con un Estado débil, en donde la inseguridad jurídica y la impunidad galopan de la mano, aunado a la institucionalización de la corrupción, desde los cimientos de la estructura gubernamental”. Y llama al “fortalecimiento de los órganos de control y supervisión, para la construcción de un nuevo enfoque, sustentado en principios de ética pública, justicia social, transparencia, justicia y certeza del castigo”. (más…)

Necesitamos una nueva estrategia de comunicación social

Comunicación socialLos diferentes medios de comunicación social proporcionan abundante información nacional e internacional señalando que este virus es muy contagioso y letal, y recomendando a diario que la única forma de evitar la enfermedad y la muerte, es manteniendo la distancia física, utilizando la mascarilla y lavándonos las manos hasta que se nos gaste la piel; muchos panameños siguen saliendo a la calle sin protegerse. Unos hasta organizan fiestas en piscinas, o se juntan en galleras clandestinas. Los más irresponsables, sabiéndose positivos, salen al supermercado o hacen visitas, exponiendo sus vidas y las de todos los que viven en su misma vivienda. ¿Por qué hacen esto? Reflexiono sobre estas interrogantes en mi artículo de opinión publicado ayer en La Estrella de Panamá. Los invito a su lectura.

Lo primero que viene a la mente para explicar esta conducta es que muchos panameños sencillamente no soportan el encierro y deciden salir; confiados en que, por ser jóvenes, la enfermedad no los va a afectar o los afectará en lo mínimo. Olvidan estos panameños, que a sus padres si los puede afectar la enfermedad, y si llevan el virus a sus casas, van a enfermar a sus familias y pueden matar a sus padres o abuelos. ¿acaso no les preocupa eso? O será que la estrategia de comunicación social que se lleva a cabo no es la apropiada, no le llega a la población y no produce el cambio deseado. (más…)