Seleccionar página

Disciplina ciudadana y vacunas frente a las nuevas variantes

Variantes, vacunas y disciplina ciudadanaLos invito a la reflexionar sobre la necesidad de mantener la disciplina ciudadana necesaria para evitar el contagio de COVID-19, y buscar otras vacunas de efectividad comprobada dónde existan; a fin de evitar que la nueva cepa brasileña del virus, y otras variantes, circulen libremente en el territorio nacional, provocando un repunte de casos y defunciones. En ese sentido y para tal efecto, comparto con ustedes las ideas centrales de mi artículo de opinión en La Estrella de Panamá el día de hoy. (más…)

La variante Delta en la tercera ola de COVID-19

La variante Delta en la tercera ola de COVID-19En esta publicación complemento mi artículo previo sobre el posible impacto de la variante Delta en la tercera ola de COVID-19; con los argumentos de mi publicación en La Estrella de Panamá el día de hoy. Para tal efecto incorporo parte de la información proporcionada por el MINSA en su comunicado 488 del día de ayer; a la vez que comparto información adicional sobre el comportamiento de esta variante.

Evitemos el exceso de confianza y el triunfalismo anticipado. La epidemia de COVID-19 está fuera control en el país, nos encontramos en plena tercera ola de la enfermedad y no hemos descartado que la variante Delta sea la causante. Urge recuperar la disciplina ciudadana necesaria para protegernos de este virus. (más…)

Playa, brisa y COVID-19: ¡juega vivo panameño!

Playa, brisa y COVID-19: juega vivo panameñoA partir de mañana los panameños recuperaremos nuestras playas y podremos disfrutar del mar, la brisa marina y el bienestar emocional que tal libertad proporciona. Yo estoy muy de acuerdo con esta decisión y celebro que el Minsa la haya tomado. Sin embargo, no podemos olvidar que el SARS-CoV-2, el virus que causa el COVID-19, sigue ahí afuera, esperando por las personas susceptibles que son la inmensa mayoría.

No está en el agua de mar, ni en la arena, menos en la agradable brisa marina; pero, puede estar en cualquier burbuja familiar, esperando que los irresponsables de otras burbujas, rompan las reglas indiferentes frente al peligro, y confiados en que tenemos la epidemia controlada, se desplacen libremente por la playa, ignorando las recomendaciones y poniendo en riesgo a todos. En ese contexto comparto con ustedes mi columna de opinión del día de hoy en La Estrella de Panamá. (más…)

La COVID-19 y los valores de los panameños

Valores de los panameñosConsternado por el desarrollo de la epidemia de COVID-19 que nos han causado en nueve meses cerca de 250,000 enfermos, más de 3,800 fallecidos, y amenaza desde hace una semana con provocar más de 4,000 casos diarios y 50 defunciones también diarias, llevándonos al colapso nacional; me puse a reflexionar sobre la influencia que tienen los valores de los panameños, o la pérdida de los mismos, en nuestro comportamiento individual, colectivo, e incluso institucional, que contribuye al aumento exponencial y descontrolado de los casos y defunciones que vemos con desconsuelo a diario.

Esa reflexión me llevó a recordar que hace más de diez años Juan Salvador Lavado, el genial Quino, manifestaba que el ser humano contemporáneo se caracteriza, entre otras cosas, por su afición al placer; depender de lo exterior, de la imagen; es egoísta y superficial en el manejo de las relaciones humanas; además es esclavo del culto a la belleza, al dinero, al talento, a la juventud, y sobre todo y ante todo al éxito. Y no digo que ese sea el caso de nosotros los panameños, pero hoy, en medio de esta crisis, es obligatorio preguntarnos, si esa radiografía que hizo el famoso humorista y dibujante argentino, es la nuestra. Comparto a continuación el contenido de mi artículo de hoy en La Estrella de Panamá, en el que reflexiono sobre el tema. (más…)

Estrategia de supresión: la historia se repite en espiral…

La COVID-19: Estrategia de supresiónHace siete meses manifestaba refiriéndome a la estrategia para la supresión de la COVID-19, que, debíamos mantenerla de manera asimétrica y retirarla de forma progresiva, mientras se fortalecía la capacidad de las instituciones y comunidades para la detección de casos y rastreo de contactos a fin de identificar a tiempo un resurgimiento de personas positivas en cualquier parte del país, a la vez que cada ciudadano cumplía con las medidas individuales y colectivas de higiene y distanciamiento social. La verdad es que, tanto las instituciones como las empresas y la ciudadanía, no cumplimos lo suficiente, el virus nos estaba esperando, y hoy vemos como, la historia se repite en espiral, y estamos igual (o peor) que, al inicio de la epidemia, cuando las cifras de casos y fallecidos nos obligaron a confinarnos por primera vez. Aumentan los casos y defunciones, comenzamos una nueva cuarentena y persiste la indisciplina ciudadana

Pero el camino a seguir es el mismo que ayer, con la ventaja de que, si aprendimos de las lecciones del pasado, seremos capaces de cumplir con las medidas que se propongan para esta nueva estrategia de supresión. Deben ser estrictas al principio, introduciendo el confinamiento todos los días, por lo menos por los catorce días que dura el período de incubación de esta enfermedad. Y no esperemos que los casos y defunciones comiencen a disminuir la próxima semana, pues los reportes de casos diarios corresponden a personas que adquirieron la enfermedad hace 10-14 días. Luego, si cumplimos cada uno con nuestra parte, se podrá ir abriendo poco a poco la actividad. Les corresponderá a las autoridades de salud, proponer y guiar los ritmos de restricción o relajamiento, siempre en coordinación con el sector empresarial, pero sin aceleración, de acuerdo con la actividad del virus en el país. En ese sentido comparto con ustedes mi publicación de hoy en La Estrella de Panamá, en la cual señalo que, ese camino a seguir tiene por lo menos tres importantes condiciones o hitos, para poder controlar la epidemia, me refiero a ellos a continuación. (más…)

:)