Seleccionar página

Pandemia por el nuevo coronavirusLos invito a que pongamos en perspectiva la pandemia por el nuevo coronavirus. A que nos alejemos figuradamente y con prudencia del bombardeo mediático en torno a la situación, y la analicemos en el contexto de la morbilidad y mortalidad nacional. En especial frente a las enfermedades no transmisibles, la enfermedad por el VIH, los accidentes, las violencias y homicidios; que son las principales causas de muerte en el país. Pero por favor no me malinterpreten, reconozco la gravedad de la situación de pandemia, y subrayo la necesidad de cumplir a cabalidad con las medidas necesarias ya conocidas.

De entrada, la primera acción para salir de la cuarentena, es cumplir al pie de la letra con las medidas estrictas, como personas, familias y comunidades, y por el tiempo necesario para comenzar a “aplanar” la curva epidemiológica de la enfermedad, evitando enfermos y fallecidos, a la vez que le damos un respiro a nuestro sistema de salud, para que pueda enfrentar la demanda de enfermos graves que se presenten, y a los investigadores, para desarrollar tratamientos seguros y potentes a corto plazo para salvar las vidas de las personas que ya están enfermas. Lamentablemente muchos panameños no están cumpliendo, como lo demuestran los partes diarios de la policía nacional, lo cual dificulta que controlemos la epidemia y nos obligará a mantener la cuarentena por más tiempo.

Por otro lado, para ganarle a este enemigo feroz, necesitamos complementar la cuarentena, atacando al virus con tácticas agresivas y específicas. Esas tácticas son examinar cada caso sospechoso, aislar y cuidar cada caso confirmado, y rastrear y poner en cuarentena cada contacto cercano. Esa parte la viene haciendo el gobierno, y esperamos que continúe con la efectividad necesaria.

En ese contexto, antes de entrarle de lleno a mi planteamiento, les presento un resumen de la situación mundial y nacional al día 16 de abril, veamos:

  • La pandemia de COVID-19 continúa extendiéndose por todo el mundo. De acuerdo con el informe de situación 87 de la OMS correspondiente al día de hoy; se han reportado a nivel mundial un total de 1,991,562 casos confirmados (76,647 nuevos), y 130,885 defunciones, lo que representa una tasa de letalidad que aumentó a 4.28%. Pero cada día aumenta el número de pacientes recuperados, alcanzando hoy la cifra de 532,830 en el mundo. La mayoría de los casos y defunciones acumulados han sido reportados por Estados Unidos de América, España, Italia, Alemania, Francia y el Reino Unido. Por otro lado, la Región de las Américas reportó 707,121 casos, de los cuales 33,760 son nuevos, y 30,245 defunciones. 87% de los casos y las defunciones reportados en la Región de las Américas, correspondieron a los Estados Unidos de América.
  • Por nuestra parte, hasta las 4:00 PM del día de hoy, el MINSA informó que ya tenemos 4,016 casos confirmados (265 nuevos casos) y  109 defunciones, lo que representa una tasa de letalidad que disminuyó levemente a 2.71%. De los pacientes contagiados con el nuevo coronavirus 3,483 están en aislamiento domiciliario, 227 hospitalizados en sala, 99 en cuidados intensivos, 98 se han recuperado por laboratorio y 1,809 recuperados por clínica. Se han realizado 17,850  pruebas (996 nuevas).

Los invito también a mantenerse actualizados con los “informes de situación” sobre la pandemia por el nuevo coronavirus, que vaya publicando la OMS en el sitio Web dedicado al brote de coronavirus, así como a las actualizaciones diarias que hago en este blog. Pero vayamos a los argumentos para poner en perspectiva el brote por un nuevo coronavirus, refiriéndome a las principales causas de muerte en Panamá, utulizando la información más actualizada que nos proporciona el INEC.

Poniendo en perspectiva la pandemia por el nuevo coronavirus: mortalidad por las enfermedades no transmisibles

Para comenzar, no perdamos de vista el impacto de las enfermedades no transmisibles, como las enfermedades del sistema circulatorio, el cáncer, la diabetes y las enfermedades crónicas de los pulmones. Son responsables de más del 70% de todas las muertes anuales en todo el mundo, es decir, más de 40 millones de personas. Esto incluye a 15 millones de personas que mueren prematuramente, entre los 30 y 69 años. En Panamá, de acuerdo con el INEC, también son responsables de cerca del 60% de todas las defunciones, superando las 11,000 muertes cada año y también causan muchas muertes prematuras.

pandemia por el nuevo coronavirus y defunciones por ENT 2018

La ocurrencia y aumento de estas enfermedades se debe a cinco factores de riesgo principales: el tabaquismo, la inactividad física, el consumo nocivo de alcohol, las dietas poco saludables y la contaminación del aire. Todos son prevenibles con intervenciones apropiadas en salud pública. Estos factores de riesgo también exacerban los problemas de salud mental, que pueden originarse desde una edad temprana: la mitad de todas las enfermedades mentales comienzan a los 14 años, pero la mayoría de los casos no se detectan ni se tratan.

Poniendo en perspectiva la pandemia por el nuevo coronavirus: mortalidad por la enfermedad del VIH, accidentes de transporte y los homicidios

De acuerdo con las mismas Estadísticas Vitales del INEC, la enfermedad por el VIH ha causado más de 5,000 defunciones en los últimos diez años. La mortalidad por esta enfermedad muestra una ligera tendencia al aumento. Lo cual puede ser consecuencia de que los casos también han aumentado, como afirma la sociedad civil; o del insuficiente acceso a la terapia para todos los afectados en todos los lugares; o de las dos cosas.

Defunciones por la enfermedad del VIH

Por otro lado, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Censo, cada año acurren en promedio 14,000 accidentes de tránsito, provocando 15,000 heridos y más de 400 defunciones.

Estas cifras, que muestran una tendencia al aumento, son el más claro reflejo de la anarquía en las calles de nuestra ciudad. De hecho, a excepción de los domingos, no hay un día ni una hora, en la cual no estemos en riesgo de ser atropellados o participar en una colisión.

A pesar de las leyes y reglamentos, siguen siendo las principales causas de accidentes y muertes: el exceso de velocidad, las distracciones como chatear frente al volante, el estrés cotidiano, manejar bajo los efectos del alcohol, la impericia y el incumplimiento de los reglamentos de tránsito, como el no usar el cinturón de seguridad o, en el caso de los motociclistas, no usar casco. A lo que se suma la insuficiente presencia policial en las calles.

Finalmente, sobre los homicidios, el INEC nos informa que en los últimos años fallecen en promedio por esta causa 425 personas, la mayoría hombres jóvenes.

Defunciones por homicidios

La tendencia es claramente negativa, lo cual puede ser un reflejo de las intervenciones gubernamentales. No obstante, las noticias sobre homicidios son frecuentes y sigue siendo un grave problema de salud pública. Por otro lado, los llamados eventos de intención muestran una clara tendencia hacia al aumento y causan cerca de 200 muertes cada año. Bien pueden representar homicidios u otra causa externa.

Conclusión

El comportamiento de la mortalidad por estos importantes problemas de salud, debe ayudarnos a poner en perspectiva la pandemia por el nuevo coronavirus. Pero redoblemos el esfuerzo en las intervenciones que estamos realizando, a la vez que fortalecemos la capacidad de respuesta de nuestros servicios para mantener la capacidad de resolución para atender los problemas de salud que están acompañándonos desde siempre.

A %d blogueros les gusta esto: